ACUERDOS TERCER CONGRESO NACIONAL MUJERES POR MÉXICO. IMPULSANDO LA CUARTA TRANSFORMACIÓN MUJERES ROMPIENDO PARADIGMAS

Como resultado del trabajo que el día de hoy realizamos en las mesas de dialogo encontramos plena coincidencia y que es generalizado:

 La falta de apoyo que las mujeres tiene en sus entidades locales.
 El ataque político que las mujeres tienen es sus cargos públicos.
 La falta de apoyo económico para las instituciones que se encargan de apoyar y dar seguimiento a los problemas de las mujeres.
 Las políticas públicas no son las suficientes para erradicar la violencia contra las mujeres porque son verticales.
 Requerimos de una reforma educativa con perspectiva de género e incluyente que atienda y esté acorde al nuevo contexto.

Las instituciones que están designadas para el apoyo de las mujeres son instituciones que carecen de presupuesto para generar los programas y apoyos que las mujeres demandan.

Un modelo de Justicia Cívica como el que se ha propuesto la 4t debe ser capaz de entender la necesidad de generar conciencia, en torno a las conductas que una persona presenta por primera vez y que pueden ser evitadas en adelante. A partir de una perspectiva de derechos humanos y de género.

Se trata de promover ambientes de paz y armonía desde la propia conciencia. Generar mecanismos de justicia alternativa, basados en el contexto particular de cada Municipio, reconociendo la diversidad cultural que compone nuestro país.

La Administración Pública, funcionará de modo óptimo en la medida en que sea capaz de humanizar sus funciones, genere empatía como parte de una sociedad que requiere de su eficacia, que su funcionamiento se base en una reglamentación clara y acorde a la realidad particular que espera salvaguardar.

Las problemáticas que enfrentan las Administraciones Públicas Locales, para hacer efectivos diversos derechos y garantizar una mejor calidad de vida, resultan de un sistema que no reconoce al municipio como Orden de Gobierno, toda vez que normativamente se encuentra sin posibilidades reales de operar políticas públicas o programas sociales acordes a sus necesidades objetivas, ya que se parte de generalizaciones que obligan a las autoridades a actuar en contextos completamente opuestos.
Por ello es indispensable tener espacios de dialogo de manera periódica entre los congresos locales y los ayuntamientos.

Transformar a la sociedad es un reto que reclama de nuevas formas de entender la realidad, las clientelas políticas en los territorios minimizan la participación democrática de la sociedad, normalizar la distribución de dádivas impide que la ciudadanía participe de manera voluntaria y activa en las actividades que favorecen su desarrollo, es indispensable mirar a la sociedad y a las mujeres con respeto.

Una de las problemáticas que debemos combatir es el ejercicio de gobierno supeditado al Estado o la Federación, en virtud de la falta de compatibilidad entre las exigencias de éstos y la realidad específica en las localidades del municipio, la mejor forma de generar cambios es a través de la implementación de políticas públicas, que partan del reconocimiento de las particularidades sociales, étnicas, económicas, etc. Y sus impactos en la generación de violencia y pobreza.

Ello requiere de instrumentar diagnósticos más precisos, garantizar recursos suficientes para intervenir, contar con un marco normativo sólido y claro, así como de contar con equipos calificados profesional y moralmente.

Nuestra agenda para hacer efectivos los derechos de las mujeres y hombres en los municipios mexicanos requiere:

  1. Establecer mesas de trabajo con las dependencias del gobierno federal a efecto de participar del diseño de las Reglas de operación de Programas con impacto municipal sectoriales y con perspectiva de género
  2. Establecer mecanismos de comunicación con el Congreso Federal para garantizar recursos presupuestales suficientes para aplicar políticas ´públicas humanas y apegadas a la realidad particular.
  3. Establecer mecanismos permanentes de difusión que promuevan nuevas formas de interacción, la democratización de las familias mexicanas, la necesidad de la independencia económica como la llave para la autonomía de las mujeres.
  4. Impulsar alianzas con la con la sociedad civil seria y formal, así como con las empresas para fomentar la responsabilidad social y la igualdad sustantiva.
  5. Detonar procesos de organización y/o fomentar las redes de apoyo y solidaridad entre las mujeres y las instituciones. Para compartir y procurar herramientas socioemocionales sanas que potencien su desarrollo integral.
  6. Promover la descentralización y/o autonomía de instancias municipales de las mujeres

La AALMAC, se compromete a :

• Ampliar la Red mujeres municipalistas
• Firmar convenio con la Cámara de Diputados para fortalecer el anexo 10 del presupuesto federal
• Generar espacios de encuentro y formación política para las mujeres.

Teotihuacán Estado de México, a 12 de marzo de 2021.

Deja un comentario